El papa Francisco visitó una cárcel de menores en Panamá

25 de Enero de 2019 7:33pm
Redacción Excelencias News Panamá
Papa Francisco Jornada Mundial de la Juventud

El papa Francisco visitó este viernes una cárcel de menores, como parte de las actividades de la Jornada Mundial de la Juventud que se realiza en Panamá.

Durante el encuentro el Sumo Pontífice escuchó las palabras de un joven preso y luego dio su bendición a todos los presentes en el encuentro.

"Todos somos pecadores. Si alguno no se siente pecador, sepa que Jesús no lo va a recibir", empezó su discurso el Papa ante la mirada atenta de los menores.

"Jesús invita siempre a mirar un horizonte capaz de hacer nueva la vida. Todos tenemos un horizonte. 'Yo no lo tengo', puede decir alguno. Abrí la ventana de tu corazón y lo vas a encontrar", señaló.

   Luego criticó a aquellos que "hablan mal del otro" y dijo que cuando una sociedad "es chismosa", es una sociedad "dividida". Marcó la diferencia entre la mirada que "expulsa" y la mirada que "invita", la del evangelio.

"Cuando vos sentís 'no vas a poder' date un cachetazo", pidió a los jóvenes, al tiempo que afirmó: "Jesús no tiene miedo de acercarse a aquellos que, por un sinfín de razones, cargaban sobre sus espaldas con el odio social, el peso de sus culpas, errores o equivocaciones como los así llamados pecadores".

 "Cada uno de nosotros es mucho más que los rótulos que nos ponen, que los adjetivos que nos quieren poner", expresó.

Por último, el Papa le pidió a los menores reclusos: "Peleen para buscar y encontrar los caminos de inserción. Esto el Señor lo acompaña".

Francisco tuvo un momento especial en su agenda con un encuentro con menores reclusos, en su mayoría condenados por robo y homicidio. El programa incluyó lo que se llamó una liturgia penitencial, es decir un momento para la confesión en la cárcel, localizada al noroeste de la capital panameña y que aloja a unos 192 detenidos.

El encuentro tuvo como objetivo dar un mensaje de reconciliación y paz a los menores de un país y una región que sufre en particular por la violencia de las pandillas juveniles.

Desde que llegó a Panamá el 23 de enero, el pontífice latinoamericano no ha dejado de mencionar los grandes males que azotan a Centroamérica, de donde provienen buena parte de los 200.000 jóvenes que participan a la Jornada Mundial de la Juventud.

Ante las autoridades y personalidades del país, el Papa condenó los feminicidios y la acción de "bandas armadas y criminales" así como el "tráfico de droga" y la "explotación sexual de menores y de no tan menores", que agravan el éxodo de jóvenes.

Con información de AFP

 

Back to top
The website encountered an unexpected error. Please try again later.